El mercado se amplía con la llegada de los móviles enrollables

El mercado se amplía con la llegada de los móviles enrollables

Definitivamente la regla de que las modas son cíclicas se aplica a todo tipo de mercados, incluso el de la tecnología. Hace un tiempo los teléfonos que se podían doblar, como los modelos de concha, eran considerados los más modernos y cómodos del mercado.

Luego surgieron los SmartPhones, los cuales se han destacado por amplias pantallas que incluyen el teclado digital, pero todo apunta al regreso de modelos que cumplan con el principio de compactación, pero no con una tapa como los modelos antiguos, en esta oportunidad se trata de pantallas que se pueden enrollar.

¿Por qué pantallas enrollables, en lugar de plegables?

Desde hace un tiempo se han realizado diversos intentos de alcanzar una tecnología que permitiera disminuir las dimensiones de todo tipo de dispositivo, de hecho muchos sistemas de seguridad que te recomienda el cerrajero son compactos y se pueden manejar desde tu móvil.

La intención es crear un equipo compacto ofrece un traslado más cómodo mientras no está en uso, pero sin perder la comodidad y demás beneficios de una amplia pantalla.

Las primeras ideas se habían inclinado a una pantalla plegable, pues en modelos antiguos se habría utilizado una tecnología similar y fue bien recibida por los consumidores, sin embargo, se presentaron problemas con el área del pliegue, y uno de los más comunes fue el deterioro de esta zona.

Al considerar estos inconvenientes, las empresas decidieron ubicar una nueva alternativa para lograr que los SmartPhones ocupen poco espacio cuando no se utilicen, y es cuando surge la idea de una pantalla enrollable, una alternativa en la que la pantalla no se ve afectada por pliegue alguno, que eventualmente podría culminar en una avería.

Los avances de algunas empresas de tecnología

Como el nuevo interés en el mercado es desarrollar una tecnología que permita al dispositivo reducir su tamaño mientras no se utiliza, algunas empresas especializadas han realizado sus avances.

OLED. Proponen una opción de pantallas retráctiles, sin embargo, no han logrado encontrar la mejor opción para sus paneles, porque estos por lo general son rígidos, además al estar formado sobre un sustrato de vidrio, está latente el riesgo de quiebre. Aunque hay materiales plásticos muy delgados que podrían ofrecer elasticidad a las pantallas, pero el tiempo de durabilidad es el aspecto que genera mayor duda.

TLC. Tiene experiencia en el campo de las pantallas plegables, de hecho en la actualidad tiene un teléfono prototipo con doble plegado. Hasta los momentos se conoce que utiliza impresión de tinta y la pantalla es un sustrato flexible, con una amplia resistencia al proceso de enrollar y desenrollar.

OPPO. También ha desarrollado un modelo, el cual presenta una pantalla OLED que se enrolla en un lateral, y se desenrolla en horizontal solamente deslizando el dedo por el lateral del equipo. La pantalla tiene un área mínima de 6,7” y puede alcanzar un máximo de 7,4”.

LG. Esta es una empresa que lleva años estudiando la opción de plegar las pantallas, aunque se han centrado en los televisores. Pero hay rumores que desarrollaron un móvil en el cual utilizan engranajes de sierra y otros elementos elásticos, que logran que la pantalla se deslice. Por otra parte, han incluido un mecanismo de seguridad para evitar un despliegue accidental.